Prótesis Dental

Prótesis - Tratamientos

Una prótesis dental se trata de colocar dientes nuevos artificiales bien sobre dientes naturales para reconstruirlos o sobre implantes integrados, como sustitutos de los dientes naturales.

¿La prótesis dental es para toda la vida?

Intentamos, mejorando la calidad de nuestros materiales, que las prótesis duren el máximo de años posible. Seguir las instrucciones, evitar los factores de riesgo y acudir a los mantenimientos garantiza el éxito de nuestros tratamientos.

¿Las dentaduras pueden ser sustituidas por implantes?

Las dentaduras se colocan cuando ya no existe ningún diente y suelen ser incómodas de llevar y hacen que la calidad de vida se vea afectada. Por muchos años que lleve con su dentadura, siempre es posible colocar implantes para poder convertir su dentadura removible en una prótesis fija sobre implantes.

Después de colocar los implantes dentales (raíces de titanio) dentro del maxilar, se debe fabricar una prótesis dental a medida. Para ello son necesarias varias pruebas de medidas y de comprobación de estructuras, así como de ajustes y estética, para conseguir resultados exitosos y duraderos. Utilizamos siempre los mejores materiales del mercado para una máxima precisión de ajuste y duración de las prótesis.

La carga inmediata es una técnica que le permite al paciente disfrutar de dientes fijos en un solo día. Consiste en extraer las piezas en mal estado, colocar implantes dentales, tomar medidas y colocar dientes fijos sobre los implantes recién colocados. Con estas piezas el paciente podrá comer con comodidad y tendrá mínimas molestias post-operatorias. Los dientes, que se colocan en menos de 24 horas, son provisionales. Posteriormente, cuando se considere oportuno, se le colocará la prótesis definitiva.

Consiste en tallar y rebajar los dientes vecinos de la zona en la que faltan dientes. De esta forma, la prótesis o el puente quedará sujeto y se apoyará en los dientes tallados que haya por delante y por detrás de la zona a sustituir. Este tipo de prótesis fija sobre dientes es cómoda y duradera, pero no tanto como los implantes dentales. Para poder realizarla debe haber dientes propios en buenas condiciones tanto por delante como por detrás de la zona carente de dientes.

Este tipo de prótesis se apoya en la encía y lleva unos ganchos retenedores en los dientes vecinos. Utilizamos este tipo de prótesis sobre todo de forma provisional. No es la mejor solución a largo plazo dado que compromete el pronóstico de los dientes sobre los que se apoya.

En los casos de decoloración o alteraciones estéticas de los dientes, una excelente solución es la colocación de carillas de porcelana. Consiste en rebajar mínimamente el grosor del diente para después tomar medidas y colocar unas carillas de porcelana cementadas al diente.